Regresa “El Rey Gitano”: Tyson Fury peleará en junio en Inglaterra
Si algo hacía falta en una división de peso pesado cargada de talento y de boxeadores con estilos atractivos es la presencia de un peleador que atraiga a fanáticos casuales del boxeo y ponga frente a la pantalla de televisión a gente que espera dramas y emociones ajenos a lo que suceda o no en el cuadrilátero. Y ese pedido ha sido respondido con el milagroso resurgimiento del excampeón mundial británico Tyson Fury, quien acaba de anunciar su regreso a los cuadriláteros con una pelea ante el siempre temible “Rival a Confirmar” en la tentativa fecha del 9 de junio en su Inglaterra natal.

Regresa “El Rey Gitano”: Tyson Fury peleará en junio en Inglaterra

El ex campeón indiscutido de peso pesado anunció hoy su reingreso al boxeo de la mano del promotor Frank Warren, justo en plena negociación por lo que se anticipa como la gran pelea del año entre Anthony Joshua y Deontay Wilder, y promete interponerse en esa escena y llevar su poder de convocatoria a una eventual mesa de negociación para lo que sería uno de los más grandes combates en la historia reciente de su país ante su compatriota Joshua, hoy campeón unificado de la categoría máxima.

Antes de eso, Fury, hijo y nieto de boxeadores salidos de la tradición gitana irlandesa (su abuelo, “Black Fury”, fue campeón irlandés de boxeo sin guantes, una práctica que aún se mantiene entre los miembros de esa comunidad usando reglas del siglo XIX), deberá demostrar que se ha recuperado tras sus numerosos problemas con la British Board of Boxing Control y por su alegado uso de sustancias psicotrópicas, incluida la cocaína.

Fury (25-0, 18 KO) ha estado fuera de acción desde el 2015, cuando superara a Wladimir Klitschko en 12 asaltos para agenciarse el más preciado título de todos los deportes. A partir de ahí, su vida ha sido un constante circo de problemas legales, falta de entrenamiento, anuncios fallidos de peleas que nunca se concretaron y mucho más.

Veremos ahora qué le depara este regreso sorpresivo para el cual tendrá que ponerse en forma como nunca si es que desea enfrentar con éxito al ex olímpico Joshua y a su contraparte estadounidense Wilder, ambos de una rapidez de manos y un estado atlético que supera a todo lo que el enorme Tyson (de 2.07 metros de altura) ha demostrado hasta ahora en su meteórico paso por los cuadriláteros del mundo.

Facebook Comments